martes, 15 de noviembre de 2011

If all the life is but a dream.

Carpe Diem no eran las palabras mas acertadas a utilizar en ésta pequeña aventura. Siempre he sido mas de pensar que, quizás, aunque todo ocurra por una razón, la razón está en nuestras manos y que, al fin y al cabo, la vida no es mas que un juego. Necesitamos parches cuando hay algún fallo en ella y, por norma general, solemos disfrutarla. Pasar el tiempo viviendo, igual que lo pasaríamos frente a la PlayStation. Solo que perder en la vida puede significar algo mucho mas importante que en un juego, pero es que también existe esa gente que se toma demasiado en serio ganar o perder, y esa otra que, sinceramente, prefiere disfrutar sin importar cuál es el final.

No hay comentarios:

Publicar un comentario