viernes, 20 de mayo de 2011

Revolución.


Nadie hace nada nunca. Y de pronto, por fin, alguien decide levantarse y luchar. La gente se une, porque siempre necesitan apoyo, es importante en ésta sociedad. Y al final, poco a poco, después de muchos pisotones, caídas, volver a levantarse, quemarse, incluso desesperarse... al final de todo eso, si sigues luchando, acabarás venciendo. Asi que, por mucho que a veces parezca inútil, si cualquier mínima parte de ti te dice que sigas luchando, hazlo, y al final merecerá la pena.

¿No os habéis dado cuenta de que nuestra lucha no termina hasta que nosotros ganemos?

No hay comentarios:

Publicar un comentario